Usiminas es uno de los líderes de las siderugicas y acerias  de América Latina. Su capacidad de producción en Brasil alcanza los 9.5 millones de toneladas de acero al año. El grupo representa el 28% de la capacidad total de producción de acero de Brasil. Este importante actor industrial ha elegido el pararrayos de Indelec, el Prevectron, para la protección de su planta de producción principal, en el estado de Minas Gerais.

Según el Sr. Marcelo de Cabral Araújo, responsable del mantenimiento , la planta está ahora perfectamente protegida contra los impacto de rayos: “Desde diciembre de 2017 cuando se instalaron los pararrayos Prevectron, nuestra planta fue impactada dos veces. Personas cercanas trabajando nos contaron estos eventos. Los impactos de relámpagos fueron registrados por contadores de rayos instalados en las bajantes. Uno de estos pararrayos se instaló en el parking y otro en el edificio principal de la fábrica. Dos personas trabajaban en un perímetro de 20 metros a los alrededores de la planta mientras aún no estaba lloviendo.

Como resultado importante desde estos impactos, la sensación de seguridad ha aumentado considerablemente, principalmente en áreas abiertas, protegiendo a personas, pero también en instalaciones a alto riesgo (depósitos de productos inflamables), líneas aéreas, etc. “

La planta de Usiminas está localizada en una zona con una densidad de caída de rayo muy importante. Elegir una solución de protección contra el rayo can alta fiabilidad y eficacia es una prioridad y una necesidad para la dirección de la planta. En primer lugar, se debe garantizar la seguridad de todos los trabajadores pero también asegurar la continuidad de producción de la planta, prevenir a un fallo de producción por causa de impacto de rayo.

Es un nuevo ejemplo de la eficiencia y fiabilidad de los pararrayos Prevectron en condiciones muy agresivas.